Lupin III (Lupin III) - Shuu - Fotografía por Hahi Ackerman

Shuu – Entrevista Cosplay

Hoy os traemos otra nueva entrevista, esta vez a Shuu. Cosplayer valenciana que ha realizado trabajos como Portia o Lupin, entre otros.

Akai Shuuichi (Detective Conan) - Shuu - Fotografía por Hahi Ackerman
Akai Shuuichi (Detective Conan) – Shuu – Fotografía por Hahi Ackerman

Cuéntanos un poco sobre ti, ¿de dónde procede Shuu?

¡Hola! Primero que todo, me presentaré. Soy Shuu, y los pronombres que suelo utilizar son ella/elle, aunque realmente no me importa los que se usen conmigo.

El actual nickname proviene de mi personaje favorito de anime, Akai Shuuichi (Detective Conan), y es una abreviatura de su nombre (Shuuichi > Shuu) utilizada por algunos personajes de la propia obra. El anterior, “Lovi”, proviene del personaje con el que más me he sentido identificada en toda mi vida, que sería Lovino Vargas o “Romano” de Hetalia. No os voy a mentir, toda mi vida he pensado que somos un calco y que para crearlo a él se fijaron en mí o algo parecido.

¿Desde cuándo comienzas a hacer cosplay y que te incitó a hacer tu primer traje? 

En cuanto a mis inicios, diría que fue hace unos siete años, en 2013. Como cualquiera de mi quinta (teniendo yo actualmente 21). Mis inicios se basaron en Death Note, Hetalia, Homestuck… y Detective Conan, por supuesto.

La historia de mi primer cosplay es bastante graciosa, pues tras introducirme en el mundillo del animanga con una amiga, nos dio curiosidad un evento que se celebraba en Valencia (nos moríamos por comprarnos una Death Note, qué tiempos), y ya habiendo decidido que íbamos a ir, nos metimos a curiosear el horario y lo que se hacía y así fue como descubrí el cosplay. La parte graciosa viene ahora, pues mi madre, que nunca ha estado muy de acuerdo con el mundillo, me dijo por aquel entonces que nunca se me ocurriese “vestirme de muñequitos”, y pues bueno aquí estoy siete años después. ¡Ah! El cosplay que llevé a mi primera convención fue Hungría, de Hetalia, pero con mi propio pelo, una florecita y una camisa blanca. Qué tiempos, los inicios de un cosplayer.

Daisuke Jigen (Lupin III) - Shuu - Fotografía por Hahi Ackerman
Daisuke Jigen (Lupin III) – Shuu – Fotografía por Hahi Ackerman

¿Qué tipo de personajes eliges cuando haces la caracterización? 

Mayoritariamente personajes que me llamen la atención. Entre mis prototipos más marcados se encuentran los hombres inteligentes con gafas, los que fuman o beben, los que saben usar armas y destacan sobre el resto por ello (como mis dos favoritos, Akai Shuuichi y Daisuke Jigen), y las mujeres que jamás se dejarían doblegar por nadie, fuertes e independientes, que no necesitan de la ayuda de personajes masculinos para destacar (Vermouth o Sera Masumi de Detective Conan serían un perfecto ejemplo).

¿Pero la verdad? Cualquier personaje que me llame la atención va a acabar siendo cosplayeado o costesteado por mí, si tengo los medios necesarios. Se me conoce por ser una persona que publica incansablemente cada día que puedo, de cualquier cosa que lea, vea o juegue, sin distinción alguna. Desde que lo conocí, el cosplay ha sido mi mayor ayuda a la hora de distraerme de la realidad del día a día, y lo hago siempre que puedo o tengo un ratito para mí sola.

Hasta la fecha, ¿cuál es el cosplay del que te sientes más orgullosa por su resultado?

Esta pregunta es bastante difícil. Si hablamos de orgullo, creo que sin duda el elegido es Akai Shuuichi. Él es el que me ha acompañado durante toda mi vida cosplayer, desde mis inicios intentando personificarle con una sudadera cualquiera y mi pelo real, además de un maquillaje nefasto, a un resultado mucho más aceptable hoy en día. ¿Puedo decir que estoy completamente orgullosa de él? No. Aún queda mucho por hacer. No sé si es por lo idealizado que lo tengo o qué, pero pese a haber mejorado, no creo que mi resultado actual sea el final, pues pienso seguir trabajando en él cuanto pueda hasta poder responder que sí a la anterior pregunta. Aun teniendo todo eso en cuenta, creo que sin duda ver la lenta pero notoria mejora en él es lo que hace que me sienta realmente orgullosa de mis pequeños pasos.

Tsukishima Kei (Haikyuu!) - Shuu - Fotografía por Yami Nakano
Tsukishima Kei (Haikyuu!) – Shuu – Fotografía por Yami Nakano

¿Y el más complicado de hacer, cuál fue?

Si hablamos del más difícil, el puesto se lo lleva Dhurke Sahdmadhi (Ace Attorney: Spirit of Justice). Solo hace un par de meses que he empezado a coser mis propias cosas, y empezar con él ha sido sin duda todo un reto.

Si no fuese porque a él también le considero un personaje super importante para mí, posiblemente me habría rendido. No ya por la cantidad de bies que he tenido que usar, o los tipos de tela diferentes que he tenido que coser, de lo que más me acuerdo es estar una semana entera bordando los detalles en la chaqueta con lana, y dedicar otro par de días a hacer todos los detalles de la camiseta. Cuando acabé, veía rombos y triángulos por todas partes en vez de la propia realidad. Estoy segura de que más adelante me enfrentaré a retos mucho más difíciles que él, pero de momento se lleva el puesto número uno.

¿Cómo es tu metodología de trabajo? Cuando quieres hacer un cosplay ¿Por dónde comienzas?

Debo admitir que soy muy ansias. Una vez tengo todo lo necesario, les doy como mucho una semana para estar acabados.

Normalmente lo primero que hago o compro suele ser la peluca, cuento ya con una numerosa colección por lo que a veces no tengo ni que preocuparme de ella. Cuando ya tengo ese paso, me lanzo o bien comprar el cosplay en alguna página (cosa que me lleva bastantes horas porque siempre comparo precios en diversos sitios) o bien mirar las telas, siempre con el diseño original en mano.

Cuando hablamos de cosplays hechos por mí misma, el primer paso a realizar serían los accesorios o props de los personajes. Recientemente he hecho el reloj que utiliza Snake en el videojuego Zero Escape: 999 y los clips del pelo de Bruno Bucciarati, pues ambos cosplays estaban en mi cosplan de este año.

Tomando como referencia el recién terminado cosplay de Dhurke o el de Snake, el segundo paso sería la chaqueta. Obviamente antes de montarla se patrona, y luego en mi caso me lanzo a por los detalles para tenerlo ya todo preparado y montarlo de golpe.

Luego de las chaquetas (en caso de que las tengan), irían el resto de cosas. Pantalones, camiseta… Aunque siempre para lo último cuando hablamos de montar, dejo los cuellos, pues me suelen dar pesadillas. Tengo la desgracia que me gustan los personajes con cuellos levantados y llenos de detalles.

Y ya para finiquitar, lo que se tiene que coser a mano. Personalmente odio coser a mano, me cuesta muchísimo mentalizarme, por lo que eso es lo que suele ir al final (terminar detalles o cosas que la máquina no puede hacer).

¿Qué te resulta más fácil y más difícil? 

¿Lo más fácil? Sin duda buscar la peluca adecuada. Disfruto de mirar pelucas, compararlas con otras, elegir el precio más bajo, y hasta ahora me ha ido estupendamente. ¿Lo más difícil? Por lo ya mencionado, coser a mano. No porque sea difícil en sí, sino porque personalmente, lo odio.

Por último, la parte post-proyecto finalizado, es sin duda lo que más disfruto. Editar las fotos que has hecho, cuidar hasta el más mínimo detalle para luego mostrarlo al mundo, es algo que me fascina. Ya en sí encuentro muy guay lo de imitar el carácter o las poses del personaje a la hora de hacer las fotos, pero sin duda editarlas a mi gusto es un goce. Desde bien pequeña he ido mejorando también la edición, y poco a poco voy estando más contenta con mis resultados que hace no mucho serían chapucillas.

¿Cuánto tiempo sueles tardar en hacer un cosplay? ¿Sueles pedir ayudar a alguien a la hora elaborar tus vestimentas?

Asra (The Arcana) - Shuu - Fotografía por Erithan Art
Asra (The Arcana) – Shuu – Fotografía por Erithan Art

Por supuesto. No considero que sea buena cosiendo, y menos cuando acabo de empezar. Cuando cosí mi primer cosplay, una de las versiones de Akai Shuuichi el año pasado (básicamente era coser bies y detalles sobre una chaqueta base ya hecha), me ayudó mi amiga Hahi Ackerman. Por entonces yo aún no tenía máquina propia, pero más tarde mis amigues Ice y MJ (muffincosplay y rart.cos) y yo decidimos pillarnos una entre los tres, por lo que ahora son quienes más me ayudan.

Ahora que tras la cuarentena me la he traído a casa, es mi madre quien de vez en cuando me echa una mano (aunque casi siempre es para señalarme lo que hago mal, pocas veces tiene palabras bonitas), ya que ella cosió cuando era más joven. Eran otros tiempos y fue obligada a hacerlo, por lo que no le gusta nada, pero igualmente de vez en cuando me supervisa o me da consejitos.

Creo que sin su ayuda, este año y el pasado no habría podido hacer todo lo que he hecho, o quizá los resultados serían distintos y mucho peores, porque de verdad que soy un desastre por mucho que lo intente. Como anécdota graciosa, todos mis cosplays tienen mi sangre, sudor y lágrimas. Literalmente.

En cuanto al tiempo, como ya he mencionado antes, soy muy ansias. En el momento en que tengo todos los materiales, me pongo a ello. No me suelen durar ni una semana, aunque también depende de las ganas que tenga o el calor que haga; me suelo agobiar mucho si la temperatura es muy alta.
El dolor de espalda también es otro factor a tener en cuenta. Necesito hacer mis descansos cada x tiempo. Pero resumiendo, a lo mucho una semana.

¿Ha cambiado tu forma de hacer cosplay desde que te iniciaste con el hobby hasta la fecha de hoy?

Hay cosas que sí, y hay cosas que no. ¿Las que no? Muy sencillo. No es algo bien visto por mis padres, ni cuando inicié ni ahora. Si bien es verdad que ahora les da más igual, cuando hago algo siempre tiene que ser a escondidas, aprovechando sus horas de siesta o sus salidas. Por desgracia no tienen comentarios bonitos hacia lo que haga, da igual lo que sea. Me gustaría que esto cambiase, pero de momento es lo que hay y con lo que tengo que vivir.
Por otra parte lo que tampoco ha cambiado son las ganas y el cariño que le pongo a cada proyecto. Tanto ahora como antes, en todo lo que hago pongo mi mayor esfuerzo y dedicación, aunque los resultados sean mejores o peores. Sea cual sea el resultado, siempre hay un 100% de esfuerzo en él.

Sobre lo que ha cambiado, pues muchas cosas. No fue hasta hace un par de años que me atreví a dar el paso y empezar a hacer photoshoots. Lo de hacer un shoot individual era una idea impensable para mí, y sin embargo ya cargo varios a la espalda.
También fue hace un par de años que empecé a experimentar con maquillaje, y poco a poco voy notando la mejora, aunque aún me quede mucho camino por recorrer.
También ha cambiado la forma de caracterizarme, los materiales, las pelucas… En general, cuando se refiere a un proyecto finalizado, todo es distinto al inicio.

Lupin III (Lupin III) - Shuu - Fotografía por Hahi Ackerman
Lupin III (Lupin III) – Shuu – Fotografía por Hahi Ackerman

¿Alguna vez has coincidido en alguna convención con otra cosplayer con el mismo atuendo? ¿Cómo fue tu reacción o cómo sería?

Normalmente, no. Siendo honestos, suelo llevar a convenciones personajes que no conoce ni su propia madre, porque los animes/mangas/juegos que más me gustan suelen ser antiguos o desconocidos con poquito fandom español. Pero sin embargo, el año pasado en el Salón Manga de Barcelona, cuando iba de Lupin III, encontré a otro chaval que lo llevaba y recreamos juntos el meme de Spiderman señalándose a sí mismo.
Debo añadir que el chaval era extranjero, francés si no me equivoco. Menuda cara confusa puso el pobre cuando yo le estaba ahí señalando esto y aquello.

Sé que este tema es a veces objeto de discusión en el mundo cosplayer (por desgracia), pero sinceramente, mi opinión es que ningún personaje pertenece a nadie y todo el mundo debería hacer lo que le viniese en gana. Yo personalmente le daría un abrazo a la persona y le empezaría a hablar del personaje como si no hubiese un mañana, esperando que me compartiese también sus opiniones sobre ese personaje.

¿Dónde guardas tus trajes, pelucas y demás elementos de cosplay? ¿Te estás quedando sin espacio?

Solía guardarlos con el resto de ropa en sus respectivas perchas, pero mi madre se hartó y me obligo a meterlo todo en una caja que ahora guardo en el armario. Trato de tenerla siempre ordenada, pero seamos realistas, no sucede.

En cuanto a las pelucas, tengo un par de cajones dedicados a ellas. En el cajón más accesible tengo las que suelo usar más (negra básica, rubia básica, marrón básica…) y en el cajón del armario tengo las más específicas que solo uso de vez en cuando (una verde larga, una de dos colores, la de Todoroki…).

Para los accesorios tengo varias cajas pequeñas que es donde suelo meter todo. Las armas (pistolas, katana, etc…) las suelo dejar en la parte trasera del armario porque tampoco es plan de montarme una armería a la vista de todo el mundo, vaya.

Y sí, creo que el espacio es un problema para todo cosplayer. Yo de momento me voy apañando, pero siento que dentro de poco tendré que plantearme el espacio de otra forma o mantener todo esto va a ser imposible, y me da pena deshacerme de cosas aunque sean antiguas o ya no les dé tanto uso.

¿Qué consideras que es lo más importante para hacer a un cosplay memorable?

Creo que intervienen muchos factores en hacer de un cosplay algo memorable. Pero lo principal, sería el cariño que le dedicas. Si a un proyecto le dedicas un tiempo y unos cuidados, sin duda el resultado va a ser más satisfactorio. También creo que interviene el factor emocional, lo mucho que te sientas en conexión con ese personaje. Si es alguien a quien le tienes un cariño especial, sin duda te vas a sentir más a gusto y vas a recordar el momento en el que lo llevaste con más cariño.

En mi caso, uno de los días que con más ilusión recuerdo fue el sábado del Salón del Manga de Barcelona de 2019. Fui de Lupin, y sumado a lo cómoda que me encontraba, tuve la mejor compañía y todo junto lo convirtió en uno de los mejores días de mi vida. También influye el número de intentos, en este caso lo digo por Akai Shuuichi. No rendirse con una meta tan grande ya lo convierte de por sí en algo memorable.

Lupin III, Daisuke Jigen, Goemon Ishikawa XIII (Lupin III)
Lupin III, Daisuke Jigen, Goemon Ishikawa XIII (Lupin III)

¿Prefieres hacer cosplays individuales o grupales? ¿Por qué?

Disfruto mucho más el cosplay en compañía. No ya grupales como tal porque la verdad es que no he tenido buenas experiencias en el pasado (gente que se compromete y luego no aparece, grupales que se organizan y luego ni siquiera llegan a hacerse, gente que ignora las normas que se establecen…), sino más bien el cosplay con mi gente. Da igual que seamos dos, tres, cuatro, no importa, pero creo que compartir este hobby con más gente es de las cosas más increíbles que tiene.

También me gusta mucho dentro del cosplay en compañía, el cosplay en pareja. Poder traer a la vida tus parejas favoritas de cualquier obra de ficción es de lo mejor que hay, y aquí tengo que agradecer más concretamente a mi cospartner desde que tengo uso de razón, Ice (muffincosplay) ya que la he arrastrado a muchísimos proyectos y ella siempre ha estado más que de acuerdo con cada uno de ellos. Realmente hacer cosplay con gente es lo que me anima también a seguir en este mundillo. No puedo dejarlo sin haber completado todo lo que tenemos pendiente mi mejor amigo y yo, o todos los proyectos que tengo con más gente.

En cuanto al cosplay individual pues sin duda también es muy divertido, más personal diría yo. Normalmente los que yo hago individualmente es porque nadie más conoce de lo que voy. Sin embargo me quedo con el que compartes con otras personas.

¿Crees que habría alguna cosa que se debería de mejorar en lo que es la comunidad cosplay?

El cosplay es para todo el mundo. Estamos en 2020, basta de señalar a las personas cuyo hobby es el cosplay, por hacerlo o ser de una manera u otra. Es simple, no te gusta, no mires.
Basta de señalar a cosplayers POC (Person Of Color) y decirles que no son “canon”, insultar a cosplayers con un cuerpo distinto al normativo, o señalar deliberadamente el género de una persona solo porque a ti te parece bien. A veces la gente olvida que los cosplayers también somos personas, con sentimientos e inseguridades, y que todo el contenido que creamos es porque queremos.

Tampoco es mejor alguien que hace una armadura que quien hace trajes o uniformes, uno que decide hacer una versión más casual a la oficial, que tenga más seguidores que aquel, que decide hacerse la versión del anime a la del manga. Deberíamos dejar de medir a la gente por sus cifras o el dinero que dedican a sus proyectos. Al fin y al cabo, es un hobby. Lo principal es pasarlo bien.

También considero un problema grande el hecho de que se nos considere personajes públicos al ir por la calle o en un evento. No puedes fotografiar a una persona sin pedirle permiso, es ilegal. ¿Cuántas veces hemos tenido que aguantar que se nos fotografíe mientras comemos, o mientras nos arreglamos alguna parte del cosplay? Y eso no es lo peor. Lo peor es como algunas personas se consideran en pleno derecho de tocarnos, solo porque vamos de sus personajes favoritos. No, no puedes tocar a una persona sin que te haya dado permiso antes. Basta del acoso a cosplayers en los eventos porque es un tema que ha pasado ya de claro a oscuro, y no podemos más.

¿Tienes alguna anécdota curiosa que te haya ocurrido con el cosplay?

Portia Devorak (The Arcana) - Shuu - Fotografía por Hahi Ackerman
Portia Devorak (The Arcana) – Shuu – Fotografía por Hahi Ackerman

Tengo muchas, algunas buenas, y otras malas. El cosplay me ha ofrecido los mejores recuerdos de mi vida, pero también algunas situaciones que jamás habría pensado que tendría que vivir.
Yendo con cosplay en el metro o por la calle, la gente se cree en pleno derecho de comentar tu aspecto. Sin ir más lejos en mi último photoshoot en Viveros, estábamos esperando a cruzar un semáforo, y un hombre de ya entrada edad me dijo algo relacionado con mi peluca para hacerse el gracioso delante de lo que pienso que eran sus hijos y su mujer. Eso sin contar con las numerosas miradas que recibes en los trayectos a los eventos. Entiendo que se pueda destacar, pero tampoco hace falta mirar fijamente a una persona durante diez minutos completos, pues puede hacerle sentir mal.

Tampoco está bien chillarle a cosplayers en los eventos. Me pasó cuando iba de Korra (Avatar: La Leyenda de Korra) que una persona con una máscara de la serie me dio un susto por detrás y me preguntó si reconocía la máscara. Pues obviamente con el susto que me dio, a mi no me dio tiempo ni de reaccionar.

Pero bueno, quitando incidentes menores, no he tenido ningún problema así notable que deba mencionar. Como ya he dicho, a mí el cosplay me ha ofrecido más cosas buenas que malas. Gracias a él he conocido a muchísima gente, tengo recuerdos muy preciados, y siempre me lo paso muy bien al llevarlo.

¿Cómo ves la difusión de tu trabajo por redes sociales? ¿Sientes que obtienes muy buena valoración por tu trabajo?

Si tengo que ser sincera, no. Soy consciente de que tengo personas pendientes de lo que hago a diario, pero que por culpa de la manera de funcionar de Instagram, mi contenido no llega ni al 10% de gente que ha decidido seguirme. A veces también pasa que completo proyectos que me han hecho muchísima ilusión y pienso que van a ser un bombazo pero eso nunca sucede. Honestamente dejó de importarme hace mucho, y empecé a ver Instagram como el almacenamiento de mis proyectos favoritos o mejor hechos, que si gustan a otra gente bien y si no pues también.

Yo nunca he sido una obsesa de las cifras, pero conozco gente que sí lo es y me parece enfermizo el peso que las redes sociales colocan sobre nuestros hombros. Tengo que admitir que a veces haces algo y sientes que ese algo es increíble, lo subes a redes y apenas te hacen caso, lo que te deja un poco desmotivado. Es obvio, es tu trabajo y esperabas que fuese reconocido y no lo ha sido. Pero no debemos dejar que eso nos pare de seguir adelante aunque a veces sea duro. Yo invito a todo el mundo a ver Instagram como una galería de proyectos pública en vez de una red social, sin duda arreglaría muchos problemas y por lo menos a mí, me ha quitado algunos complejos verla así.

Miles Edgeworth, Phoenix Wright, Maya Fey (Ace Attorney) - Shuu, Melzgrave & xwheresmycoffee - Fotografía por Hahi Ackerman
Miles Edgeworth, Phoenix Wright, Maya Fey (Ace Attorney) – Shuu, Melzgrave & xwheresmycoffee – Fotografía por Hahi Ackerman

¿Qué consejo darías a cualquier persona que quisiese iniciarse en el mundo del cosplay?

Lo principal, que no se deje influenciar por los comentarios que reciba y haga lo que le venga en gana (siempre y cuando no sea malo, claro). Por desgracia, se va a tener que enfrentar a gente que le gusta su trabajo, y a otra que no. Este último tipo suele sentir a menudo el ardiente deseo de comunicar lo que no le gusta de manera más bien dañina. Durante mi crecimiento como cosplayer he llegado a recibir comentarios de todo tipo, atacando a mi aspecto, a mi manera de hacer las cosas, a mis decisiones a la hora de la edición… hasta comentarios deseando mi muerte.

Sé que a veces puede ser duro, y es algo que tenemos que ir erradicando, pero es con lo que nos toca vivir actualmente. Todos tenemos un inicio, y una manera distinta de hacer las cosas, así que eso, intentad evitar esos comentarios e id a vuestro rollo, no dejemos que un par de amargados influya en nuestras vidas.

¡Ah! Y un consejo muy importante. Cuando vayáis a mirar pelucas, aseguraos de que dicha peluca tiene comentarios con fotos de gente que ya la haya comprado. Hay algunas que te llegan calvas o más brillantes que el sol, y no vale la pena gastarse el dinero en ellas.

Por último, ¿qué te gusta hacer cuando no haces cosplay?

A lo que más tiempo le dedico al día desde que tengo uso de razón es a rolear con mi mejor amiga. Tenemos nuestro pequeño mundillo de OCs (Original Characters) llamado Londid, aunque también solemos rolear Hetalia ya que nos conocimos por ello. También tenemos nuestras movidas que la verdad, se han alejado bastante del canon pero bueno, a nosotras nos gusta así.

Otra de las cosas que hago es coleccionar figuras y muñecos (mayoritariamente de Detective Conan y Lupin III ya que son mis principales fandoms) y les hago fotos, muchas fotos con diferentes settings o posiciones. Es algo que me gusta mucho hacer aunque suene un poco raro. Estoy orgullosa de mis adquisiciones porque siempre le he dedicado mucho tiempo a buscar los mejores precios, las mejores páginas, y raramente algo se me ha escapado (cuando digo raramente es porque Ace Attorney es algo o muy caro o imposible de conseguir, esa es mi debilidad).

Y la verdad es que fuera de eso poco más, la universidad ocupa la mayoría de mi tiempo (estudio Estudios Ingleses y la cantidad de cosas que hay que leer y hacer es agobiante), aunque también leo bastante manga y veo series o anime, o juego a algún videojuego, todo depende de la época en que me encuentre.

¡Y eso es todo! Muchas gracias si has llegado hasta aquí y espero que hayas disfrutado de la entrevista tanto como yo he disfrutado de hacerla.

Muchísimas gracias a Shuu por habernos concedido su tiempo en esta entrevista.

Frim

Webmaster, Diseñador y Redactor. También he trabajado como fotógrafo y videógrafo en varios eventos. Apasionado de todo lo que este relacionado con la cultura Pop / Freak, desde videojuegos, peliculas, pasando por cosplay, ilustración, hasta cosas como los memes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *